Jun 1, 2023
Advierten tres razones. Ponen en duda que se alcance la meta para la eólica marina que fijó el Gobierno
En el marco del Europe Solar & Wind Future Energy Virtual Summit, Kiko Maza, CEO de WeMake consultores y experto en renovables, compartió su visión sobre el crecimiento de esta tecnología y su crecimiento de cara al 2030. Así también, comentó los desafíos para el sector onshore y la instalación masiva que se dará en el corto plazo.

De acuerdo al Plan Nacional Integrado de Energía y Clima (PNIEC), elaborado por el Gobierno local en 2021, España deberá desarrollar entre 1 y 3 GW de potencia de eólica marina para el año 2030.

Kiko Maza, CEO de WeMake consultores y experto en renovables, participó del Europe Solar & Wind Future Energy Virtual Summit, organizado por Future Energy Summit (FES), donde comentó que estas metas de instalación serán un “reto importante” para el sector.

“Aún así, dentro del mismo sector hay expectativas para la offshore que no son realistas. Cómo pensar que se van a construir proyectos de 1 GW, o de varios GW, en el corto plazo”, advirtió el experto.

En este sentido, puso como ejemplo el desarrollo de la tecnología en el Reino Unido, y sus mecanismos de autorización y montajes de parques eólicos marinos, resaltando que tienen plazos de puesta en marcha de 10 años como media.

“Y es el mercado más engrasado legislativamente, en cadena de suministro y de volumen. Por lo que, evidentemente, en España no vamos a ver proyectos comerciales de gran volumen hasta dentro de muchos años”, destacó el especialista.

CONSULTAR ENTRADAS PARA EL EVENTO PRESENCIAL DEL 4 DE JULIO

Siguiendo esta idea, hizo hincapié en tres razones por las que considera que estos grandes parques no estarán en funcionamiento para el final de década. Por un lado, puso el foco en el tema legislativo, explicando que aún en España aún no se cuenta con un procedimiento específico para la tramitación de estas instalaciones.

La segunda es un tema tecnológico. Las instalaciones que se desarrollen aquí van a tener que ser flotantes, y por ahora la eólica flotante son solo prototipos. Llevar eso a parques en serie va a ser un desafío, que creo se está infravalorando y subestimando”, subrayó Maza.

Y por último, señaló que hay otras alternativas de mercado para la eólica marina dentro de Europa, y en el mundo, que son “más sencillos” para el desarrollo de los proyectos que en España. Y por tanto, podrían llevarse las inversiones en emprendimientos a otras regiones.

Cabe destacar que este tema y muchos otros más de gran trascendencia para las energías renovables se abordarán el próximo 4 de julio, en el mega evento en Madrid denominado Europe Future Energy Iberian Renewable Energy Summit, producido por Future Energy Summit (FES).

Se realizará en el hotel NH Collection Madrid Eurobuilding, donde se congregarán cientos de destacados líderes y expertos de la industria. Este encuentro será un espacio de intercambio de información, debates y oportunidades de networking sobre el futuro de las energías renovables.

CONSULTAR ENTRADAS PARA EL EVENTO PRESENCIAL DEL 4 DE JULIO

Eólica onshore

Por otra parte, Kiko Maza hizo mención de la situación actual de la eólica terrestre en España desde el punto de vista regulativo, remarcando que existe una “paradoja” dentro del sector de esta tecnología.

“Hay una paradoja con los objetivos y las expectativas a medio y largo plazo por un lado, y la realidad complicada para muchos actores de la eólica onshore por el otro. Es algo prácticamente único en la industria mundial. Parecía que iba a ser una coyuntura de unos meses o un año, pero se está alargando”, comentó el experto.

A nivel de España, recordó la tramitación masiva de expedientes que desarrolló el Gobierno local antes del pasado 25 de enero, cuando el MITECO revisó la tramitación ambiental de de 283 proyectos renovables que corrían el riesgo de perder sus avales, por una potencia de 31,83 GW, de los cuales 4,3 GW eran eólicos.

“Ha tenido una parte muy buena desatascando todo el tapón que había de trámites. Pero también una muy negativa, que es tensar la cadena de suministro de forma brutal. No podemos estar instalando 600 MW o 1 GW al año, y de pronto tener que construir 4 GW al año”, indicó el especialista.

En este sentido, resaltó que la administración debería generar un mecanismo que permita a los promotores continuar con el desarrollo de las instalaciones y no infringir los plazos de desarrollo, mediante objetivos que demuestren una intención de llevarlos a cabo.

“Es algo necesario, porque no todos estos emprendimientos se van a poder realizar al mismo tiempo, es imposible porque no hay capacidad para ello”, resaltó el maza.

"